Torneo Mexicano de Robótica: triunfa FI (Fuente)


Tres equipos del Laboratorio de Biorobótica de la Facultad de Ingeniería de la UNAM, dirigido por el doctor Jesús Savage Carmona, destacaron en el Torneo Mexicano de Robótica 2018, realizado en el ITESM campus Monterrey los días 22, 23 y 24 de marzo.

En la categoría RoboCup@Home, la robot Justina obtuvo el primer lugar y Takeshi ganó el segundo lugar; mientras tanto, el automóvil autónomo Pumas-Toretto venció con el primer puesto en la categoría AutoModelCar.

En RoboCup@Home se busca el desarrollo de robots de servicio útiles en tareas de la vida cotidiana dentro de un ambiente cercano al de una casa real. Justina se desempeñó de manera sobresaliente en las distintas pruebas: hacer un mapa de una casa, reconocer y cargar objetos para transportarlos hasta el usuario o un destino específico y reconocer de voz y personas.

"Para esta competencia se mejoraron las habilidades de inteligencia, con el fin de que haya el menor número de errores al manejar objetos o en cualquier otra tarea que se le instruye al robot", señaló Reynaldo Martell Ávila, líder del equipo.

Entre sus planes a futuro están comprometidos a mejorar a la robot en el entendimiento de las instrucciones que se le dan, lograr que no pierda tanto la ruta al seguir a una persona y que manipule objetos más pequeños como cucharas o platos. Cabe mencionar que Justina participará en el Torneo Internacional RoboCup 2018 a celebrarse en junio, en Montreal, Canadá.

Hugo Estrada León, Julio César Cruz Estrada, Manuel Alejandro Pano San Juan, José Luis Cruz, Byron Alejandro Garsón, Julio César Martínez Castillo, Daniel Garcés Marín y Jesús Cruz Navarro son los integrantes del equipo que hacen posible que Justina se desenvuelva con precisión y audacia.

Por otro lado, el robot Takeshi nació con el fin de ayudar a gente que padezca alguna enfermad que lo impida a moverse o de la tercera edad; está diseñado para recoger cosas del piso, incluso pequeñas (pedazos de papel), gracias a la cámara y válvula de succión integradas en sus pinzas; también cumple órdenes del usuario para que entregue objetos o medicamentos.

Una de las pruebas en las que destacó de manera excelsa fue en la evasión de obstáculos, en la cual se simula que un humano se le cae una manzana y el robot no debe aplastarla.

Hay que señalar que el desarrollo de Takeshi se concreta como resultado del convenio entre el Laboratorio de Biorobótica y Toyota para investigar y aplicar los conocimientos adquiridos con Justina en un nuevo hardware más amigable al público proporcionado por la empresa.

"El reto es adaptar y aplicar el software de nuestra robot, lo cual cumple con uno de los objetivos del laboratorio: todos los programas que se desarrollan puedan ser instalados en cualquier otro robot con las mismas características", mencionó Daniel Garcés.

Los miembros que están a cargo del proyecto de Takeshi son Edgar de Jesús Vázquez, Daniel Garcés, Adrián Sarmiento, Angelica Nakayama, Luis Ángel Contreras y Edgar Roberto Silva.

El auto Pumas-Toretto destacó en AutoModelCar, categoría que consiste en evaluar la capacidad autónoma en la toma de decisiones en una simulación de autopista; el robot debe seguir un carril sin salirse, girar en el momento preciso, evitar obstáculos que se colocan en los carriles y estacionarse de manera eficaz. El equipo consideró que durante la competencia sobresalieron en las prueba de seguimiento de carril y en el de estacionamiento.

Jesús Hernández Coyotzi, estudiante de maestría y desarrollador en el proyecto Pumas-Toretto, explicó que uno de los objetivos de investigar los modelos de automóviles autónomos es indagar con profundidad en los algoritmos para después trasladar esta tecnología a otros autos o robots como Justina.

Mejorar la precisión del estacionamiento, aprovechar las cámaras de profundidad y adaptar los sistemas a otros robots de servicios son algunas de las metas a futuro del Laboratorio de Biorobótica: "Lo que queremos es que el conocimiento no se quede en un solo proyecto de robótica, sino compartir lo aprendido con los demás", finalizó Jesús Hernández.

Además de Jesús Hernández, también pertenecen a este proyecto: Marco Antonio Negrete, mentor del equipo, Abel Pacheco, en visión artificial, y Jaime Márquez, en detección de carril.

Cabe destacar que el Laboratorio de Biorobótica también tuvo la oportunidad de participar en la categoría Robots Limpiadores de Playa, en la cual quedaron entre los primeros cinco lugares. Los integrantes de este proyecto fueron: Ángel Alvarado Paz, Leonardo Manuel de la Cruz Miranda, Jesús Linares Rojo, Alejandra Parrilla Guzmán, Óscar Yáñez Gómez y Arturo Ventura Hernández.


Por: Mario Nájera Corona
Fotografía: Eduardo Martínez Cuautle
http://www.comunicacionfi.unam.mx/mostrar_nota.php?id_noticia=1366